El otro día estaba caminando -usualmente- por Masaryk, cuando me topé con justo con lo que estaba buscando: la alfombra que faltaba para ese tan importante espacio en casa. Normalmente, aún en los sitios donde he comprado toda la vida los accesorios y piezas para lograr una fabulosa decoración en el hogar, cuando se trata de tapetes ó alfombras, siempre es un tema encontrar aquella que tenga los tonos correctos como un estampado moderno. Como su nombre lo dice, Alfombras de Turquía, por naturaleza y desde su origen, presentan una selección de alfombras importadas, listas para colocarse en la sala principal de un departamento en Polanco ó también para una terraza en Valle de Bravo. La dirección es Euler #128. You know you love me XOXO. 

​Texto: Gabriel Villaseñor.